El clítoris, un placer conocerte

Clitoris_Revisando el otro día las estadísticas de este blog me encontré, entre los términos de búsqueda usados para llegar a él, varios conceptos relacionados con el clítoris. Bien, es un órgano que sigue planteándonos ciertas dudas. Lo llamativo vino cuando entre las búsquedas aparecían (y no una ni dos veces) expresiones del tipo “como dejar de ser clitoriana”, “complejo de ser clitoriana” o “como conseguir orgasmo vaginal”. ¿¡Cómo!? Esto se merecía un artículo.

La gran mayoría de mujeres (se habla de un 75% o más) consigue sus orgasmos a través del clítoris, ese pequeño pero maravilloso órgano cuya función es dar placer. En total puede tener un tamaño de unos 13 centímetros aunque solo vemos una pequeñísima parte, el resto se encuentra en el interior del cuerpo. Su punta mide normalmente entre 0,5 y 1 cm en excitación y tiene más de 8.000 terminaciones nerviosas (similar al pene, lógico si pensamos que ambos órganos se desarrollan a partir de la misma zona embrionaria). Por el otro lado, está unido a la vulva con lo que también se llega a estimular a través de ella.

Masters & Johnson fueron de los primeros en reivindicar el papel del clítoris en el orgasmo femenino. Sus estudios sobre la respuesta sexual humana (1966) definían el clímax femenino por su estimulación directa o indirecta (a través de la vagina).

mano clitorisPero cierto es que en muchas ocasiones se sigue dejando de lado o devaluando a este pequeño gran órgano. Quizás es la cultura popular que nos hace pensar que al clímax se llega por la penetración y que si además llegas a la vez que tu acompañante es lo más. O teorías como la de Freud, que divulgó que el orgasmo clitorial era inmaduro y que una mujer adulta debía tener orgasmos vaginales. O la tradición falocéntrica en la que lo importante es el pene y, por ende, su interacción con la vagina. O el porno que nos muestra a mujeres que disfrutan como locas de la penetración. Sea por todo esto o no, centrar el placer femenino en la vagina es limitarlo y causar frustraciones. Hay mujeres que no llegan al clímax por la penetración y que lo ven como algo extraño cuando, de hecho, es lo más habitual. Aunque peor son esas otras que se han quedado ahí y no han llegado a explorar ni descubrir otras posibilidades.

No quiero con esto desprestigiar ahora a la vulva porque la penetración también es muy estimulante y placentera. Pero sigue siendo necesario poner al clítoris en el lugar que le corresponde. No debemos sentir complejo por ser clitorianas ni mucho menos podemos dejar de serlo. Al contrario, deberíamos todas estar enamoradas de nuestro clítoris y de los buenísmos momentos que nos proporciona.

 

7 thoughts on “El clítoris, un placer conocerte

  1. El Clítoris aquí dibujado está incompleto… ambos brazos de la Crus continúan hacia el periné, para unirse en éste y formar un anillo ovalado, que circunda toda la vulva…
    El punto G, según algunos nuevos estudios forma parte del Clítoris interno… es de un tejido esponjoso similar a la próstata… y produce al ser estimulado de la manera adecuada un fluido llamado Amrita, que en sánscrito significa el Néctar de la Diosa…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s