Poliamor o cómo complicar felizmente las relaciones

María está casada con Javi y tienen dos hijos en común, niño y niña, mellizos. A su vez, mantiene una relación amorosa con Isa. Se conocieron y surgió la chispa entre ellas dos. Javi sabe de su relación y está feliz porque ve que María lo está. Compersión se llama esa sensación. Isa y Javi se conocen, se llevan bien pero no hay una relación amorosa entre ellos. Isa, tiene un amigo íntimo, con quién queda de vez en cuando, no tanto como ella querría porque Iván es pura anarquía. Pero lo han hablado, Iván ha sido claro respecto a lo que busca y ofrece. Isa, a pesar de todo, se siente bien así porque Iván le aporta una chispa de locura a su vida. María se ríe cuando Isa le cuenta sus locuras con Iván. Javi, ya siendo marido de María, fue pareja de Elena pero ya no están juntos. Ambas sabían de la existencia de la otra pero Elena no supo gestionar una relación así. Quería pero no podía. Siguen siendo buenos amigos y a veces, salen a cenar junto con María e Isa. En ocasiones, Elena hace de niñera de los mellizos, a los que adora (y ellos a ella).

Sigue leyendo

“Me pareces muy atractivo. ¿Tendrías sexo conmigo?”

En 1978 se realizó un experimento en la Universidad de Florida para comprobar si había diferencias en el interés por el sexo casual en hombres y en mujeres. Un chico atractivo paseaba por el recinto de la universidad, se acercaba a chicas desconocidas y les decía “Te he visto por el campus y me pareces muy atractiva”. Luego les formulaba una de las siguientes preguntas, “¿quieres salir esta noche conmigo?”, “¿vendrías esta noche a mi apartamento?” o “¿te irías a la cama esta noche conmigo?”. Sigue leyendo

¿Te gustaría hacer un trío?

mickey-minniePongámonos en situación. Vemos a una pareja estable donde uno de los dos tiene interés en hacer un trío. Ahora hay que decírselo al otro integrante del dúo y esa no es cuestión baladí. Hoy en día se entiende bien que dentro de una pareja se juegue y se experimente. Pero lo de añadir otras personas a la vida sexual, ¡ay amigo!, eso ya es otra línea a traspasar.

Sigue leyendo

¿Y si disfruta más con la otra persona que conmigo?

trio 2

Cuando una pareja se plantea hacer un trío pueden surgir varias dudas iniciales, algunas son referentes a aspectos de organización práctica (dónde encontramos a esa tercera persona o la gestión de los preservativos, entre muchas otras) y hay otras relativas a aspectos más emocionales. Quizás el más importante de todos ellos sean los celos.

Sigue leyendo

Bésame mucho

beso

El beso de Times Square (1945).

Los labios son una de las partes más sensibles del cuerpo. La lengua tiene infinidad de terminaciones nerviosas. Besar pone en movimiento más de 30 músculos faciales, acelera el ritmo cardíaco, el corazón bombea más sangre, libera muchas hormonas y quema calorías (mínimo 12). Su impacto refuerza el sistema inmunitario, alivia el dolor y generan sensación de bienestar (al generar endorfinas). Activa la circulación sanguínea. Mejora el estado de ánimo. Y aunque se pueden transmitir hasta 80 millones de bacterias en un beso, esos microorganismos ajenos no acostumbran a colonizar tu boca.

Sigue leyendo