Así fue el Rincón Foot Fetish

Muchas veces me preguntan qué pasa en los eventos sobre fetichismo de pies que organizamos. ¿Cómo son? ¿Quién juega? ¿Cuándo? ¿A qué? ¿Con quién? Aunque pueda parecer una redacción periodística, son las dudas lógicas que aparecen ante algo como una fiesta foot fetish.

En España empezamos a organizar este tipo de encuentros en el año 2014, cuando a Sergy se le cruzaron los cables y me dijo “voy a organizar una fiesta de fetichismo de pies”. “¿El qué?”, atiné a responder. Y como cuando Sergio se plantea un objetivo no para hasta conseguirlo, pues así nos liamos la manta a la cabeza o, mejor dicho, a los pies. En otros países se organizan fiestas footfetish aunque con un formato algo diferente.

Llegó el Salón Erótico de Barcelona y hablando con su director, enseguida surgieron buenas sinergias para montar un espacio Foot Fetish allí. Y nos volvimos a liar. Ya van dos ediciones y en esta segunda nos hemos decidido a hacer un vídeo para intentar responder a esas muchas preguntas que surgen ante un evento así. No es lo mismo verlo que vivirlo, pero con esto os podéis hacer una idea. Aquí lo tenéis. Hay masaje, adoración, tickling, trampling… y buen rollo.

Rincón Foot Fetish en el SEB 2017 de Barcelona from Spanish Foot Fetish on Vimeo.

Gracias al Salón Erótico de Barcelona y a Apricots por apoyarnos. Gracias a Noemí Casquet, Silvia Rubí, Alma del Rey, Zoe Doll y Carolina Abril por pasarse activamente por el rincón y animarse a aparecer en el vídeo. Gracias a todas y todos los que nos visitasteis porque vosotras/os le dais sentido al Rincón Foot Fetish.

Por la visibilización y normalización del fetichismo de pies. Y de todos los fetichismos en general.

Descubriendo el excitante fetichismo de cosquillas

Cosquillas: Excitación nerviosa acompañada de risa involuntaria que se experimenta en algunas partes del cuerpo cuando son tocadas ligeramente. (RAE)

El propio diccionario define las cosquillas como excitación, pero pocos asociamos las cosquillas a la excitación sexual. Bueno, diré mejor pocos asocian, porque hace unas semanas probé el fetichismo de cosquillas (tickling) y estoy grata y placenteramente sorprendida.

Sigue leyendo